Los aceites esenciales se han utilizado a lo largo de la historia en muchas culturas por sus propiedades promotoras de la salud.
Las tendencias modernas hacia enfoque más holísticos para el cuidado personal y la creciente validación científica de las prácticas de salud alternativas están impulsando un redescubrimiento de los beneficios profundos para la salud de los aceites esenciales.